mercredi, avril 14, 2010

Admitiendo que se la sacan ¿y luego?

(Casi) todo mundo que yo conozco se la quiere sacar. Algunos alegan que nunca en su vida se la han sacado y por eso quieren hacerlo. Otros aunque se la han sacado algunas veces, ya se engolosinaron y quieren seguir haciéndolo.

Yo, lo admito, en alguna ocasión me la saqué, chiquita, pero me la saqué.

Ahorita con el cuento de que faltan 60 días para que Sudáfrica nos rompa la madre en el fuchibol (ahhh, nooo, jeje, que poco nacionalismo. Más bien a 60 días de que le ganemos 1-0 a Sudáfrica en un mundial y de que nos vayamos al Ángel a celebrar tal cual si le hubiésemos ganado a Alemania), nos bombardean todos los días con publicidad barata de que compremos algo y nos regalan un boleto para ir diez días al Mundial.

El otro día simplemente, en la Comer me regalaron la oportunidad de tirar dos penales y con ello tener la oportunidad de ganar un boleto de una rifa. Aunque no soy un tirador profesional tipo Pavel Pardo en juego contra el Guadalajara, pues me dije que tal vez tenía una ínfima posibilidad de clavar (un gol) y sacármela. Donde la puerca torció el rabo fue cuando me dijeron que de clavar (un penal) tenía yo que regresar esa misma tarde para las semifinales. No mamennn, jajaja. Creerán que tengo su tiempo. Que prefiero clavar (goles) a estar de marrano en mi cama rascándome el ombligo.

Además no creo mucho en las rifas. Rara vez me la he sacado. Tal vez seamos muchos los participantes o puro cuento de que rifan algo. Pero a ver, admitiendo que alguien se la saque. En estos tiempos laborales tan cabrones, ustedes ¿irían a ver al jefe y le dirían: me saqué una rifa para ir a Sudáfrica diez días, me da permiso de ausentarme?

Jajajaja, ya me imagino al jefe: Sí pexipato, no hay pedo, váyase, pero ni se preocupe en regresar, jaja.

También no creo que la rifa cubra todo. Si acaso los boletos de avión, el hotel, las entradas a los estadios ¿y la comida, la bebida, los souvenirs, los taxis, la visita obligada a las puchachas?

No, mejor ni juego. No me alcanza aquí con la quincena y me voy a estar yendo a Sudáfrica.

Supongamos que se la sacan ¿y luego? ¿tienen para lo demás?

Quod dixi dixi

2 commentaires:

jess a dit…

Peeeero bien que piensas en lo que harías si le pegaras al gordo!!

Yo nunca entro a rifas, sólo cuando es para ayudar a gente que conozco, pero eso de entrar sin remuneración económica es un vil chantaje.

Es más, una vez hice la compra de mi lap en liverpool, caríiiiisima por cierto, pero el chiste es que tenía derecho a como cincuenta boletos para la rifa de un muy útil monedero electrónico de la misma tienda, pero tenía que llenar todos esos boletos... buaj! qué weba, preferí irme y no entrar a mi oportunidad de dejar de ser fina y jodida.

Además, yo sólo creo que te darán un boleto para ir a ver el fucho, eso de vuelo y hotel, jaaa y más jaaaa! y para que llegando sea un boleto falso, no gracias, así está bien.

Mejor a ver el fut desde la comodidad del hogar, con unas buenas sheves y cacahuates, yomi yomi.

Por cierto, yo sí me pondré la verde!!!.... pero la verde-amarella! jajajaja!

Mis gallos son Brasil y Portugal.

México está ocupando el lugar de Rusia. Jum!

Besos virtuales!
Muuuuuaaaaaccccccckkkkkkk!!

Amorphis a dit…

Pues en realidad tampoco me la he sacado, pero nadita de nada, pero suponiendo que me ganara esa rifa pues igual y si me voy, no todo sudáfrica debe estar jodido así que me pondría un letrero pidiendo ayuda económica (limosna) o algo así, para que salga un poco para el resto.

Saludos