vendredi, mai 21, 2010

Next, Au Suivant, El que sigue

Que desfachatez, cinismo, o como le quieran llamar.

Fue un accidente y háganle como quieran.

El caso Paulette da asco.


Si acaso los culpables son los que votan a favor de estos cínicos irresponsables.

El papelón que hace la Procuraduría estatal. ¿Cuánto les pagaron a los del FBI (de nuestros impuestos) para que se prestaran a esta mascarada?

¿Con cuántos huesos corrompieron a los perros olfateadores para que no olfatearan un cuerpo en descomposición?

¿Que nos espera a los ciudadanos de a pie con estas personas y personajes?

Seguramente trataron de corromper a las nanas para que declararan que nunca hicieron la cama, nunca levantaron las cobijas, nunca nada.

Pobre de Paulette y al mismo tiempo afortunada de no vivir más al lado de esos chacales, quienes nunca la quisieron y menos la supieron valorar como persona.

Descansa en paz, Paulette.

Quod dixi dixi

4 commentaires:

Amorphis a dit…

Ahora lo confirmo; nuestra ley y todos esos, nos consideran pendejos.


¿No podrán traer a los de CSI?

W a dit…

Puaaaaaaaaaaaajjjjjjjjjjjjj!!!!

jess a dit…

Mmmmm.....

Puras mermas caray!

Pobre niña.

Como tú bien dices, está mucho mejor ahora.

Besos virtuales!
Muuuuaaaaacccccccckkkkkkkkkk!!

Simbad de la Porra a dit…

(muy) pocas veces coincidimos.